La virtud está en el término medio: gama de ladrillos Grey Line

La virtud está en el término medio… Una idea similar a este planteamiento era la base de muchas de las tesis de Aristóteles, uno de los grandes pensadores de todos los tiempos. No es nuestro objetivo abordar la filosofía en este artículo, sino hacer referencia a cómo la elección más adecuada puede encontrarse, en muchas ocasiones, en el espacio entre dos extremos.

En este sentido, nos topamos con el gris, situado entre el blanco y del negro. El gris se asocia al entendimiento y la reflexión, al equilibrio, a la armonía, a la modestia…tantas son las capacidades comunicativas que el gris posee que, incluso en el arte, su uso ocupa un lugar preeminente: El Guernica, quizá la obra más importante de la pintura contemporánea, se vale exclusivamente del gris.

En el caso de nuestros ladrillos, esa virtud la encontramos en nuestra gama Grey Line, una colección que se sitúa como alternativa perfecta a la elección entre blancos o negros, manteniendo la elegancia que ambos poseen.

Nuestra gama de ladrillos caravista Grey Line se divide en cuatro tonalidades que amplían el abanico y juegan con la luminosidad, tanto en fachadas como en interiores: en este último caso, se antoja una elección perfecta, pues su neutralidad permite generar entornos cromáticos que jueguen con colores más vivos que reposen sobre él, cediendo el protagonismo al mobiliario, lo cual resultará de gran utilidad a la hora de generar nuevos ambientes que puedan ser renovados continuamente.

Su uso se ha extendido de tal modo que abarca proyectos de diferente carácter, otorgándo un espíritu sofisticado y sin estridencias.

Grey Line

Si aún no conoces nuestra gama de ladrillos grises, te presentamos los tres modelos que la conforman y con los que podrás transformar ideas y diseños en realidades tangibles con suavidad y elegancia.

Gres/Clínker

Escorial

Gres/Clínker

Otero

Gres/Clínker

Alicante